LA DECISIÓN DE VIVIR LEJOS DE LOS QUE TE QUIEREN

Ayer cogí el vuelo, el regreso del regreso y creo que está más claro que nunca, mi vida está a fuera. Mi vida está lejos de los que me quieren, pero no porque no pueda corresponder a ese amor. Si no más bien porque el amor correspondido solo existe si ambas partes son felices.

La decisión ni se toma ni se deja de tomar

Mi vida es como la de cualquier otro, simplemente tomo y dejo de tomar decisiones pero ni más ni menos importantes que las de los demás. Me fui a viajar convencido que afuera me aguardaba algo diferente y lo encontré, volví a casa hace dos semanas con vuelo de regreso a Tailandia y con la idea de tomar otra perspectiva de mi casa.

No puedo vivir en mi casa

Me habló mi cabeza, mi corazón y sobretodo me hablaron todos aquellos que me vieron partir hace más de un año y les vi convencidos de que debía seguir. Si ellos que están viviendo la vida que se supone que me aguarda e nmi ciudad, me animan a seguir es que tan mal no me está yendo.

Debo viajar

Debo viajar porque me lo pide mi cuerpo, mi mente y mi corazón. Debo viajar porque sin los prejuicios y normas sociales preestablecidas yo mismo soy otra persona, so y quien quiero ser. Me dicen ¿pero por qué no eres quien quieres ser en tu casa? Pero la respuesta solo se aprende viajando…

LA MEJOR PELÍCULA DEL SIGLO XXI

Viajando ves la vida como un presentador en off, como un espectador de una película, la mejor película del siglo XXI y probablemente de la historia. La historia de la humanidad y la historia de tu vida. Viajando se ve el mundo desde otro lado, desde el lado de los que están haciendo cosas y a la vez de los que observan.

Haz algo

En la película de tu vida viajar te hace darte cuenta que mientras tú estás observando todo el mundo está haciendo algo. Es como alguien diciéndote espabila, deja de creerte todas aquellas historias de éxito que ponen en la tele en la que de la noche a la mañana te conviertes en una estrella del pop y empieza a construir tu mundo.

Y de golpe empiezas a crear

Ya no te vale una vida de sueños, ahora te vale una vida de verdad. Una vida de esfuerzo, pero no un esfuerzo banal, se trata de un esfuerzo por construirte una vida digna una vida real en la que tu eres el protagonista y no el observador.

YO NO PUEDO DEJARLO TODO E IRME

Creo que lo más duro de los no puedo son los no lo pruebo, es decir, no soy de los que cree que si quieres puedes porque obviamente hay muchas cosas que por mucho que quieras no podrás hacer. Aun así me gusta dar oportunidades y de hecho por eso llame a mi proyecto Viajando Sin Planes, no se trata tanto de no saber donde voy a dormir mañana sino más bien de vivir sin planes, de ir probando, de dejar que la vida te lleve.

La vida viajera no es para mi

A veces parece que al otro lado de la vida de 8 a 5 solo exista el abismo y no es realmente así. Yo no te digo tiralo todo a la basura y vete vivir la vida locamente hasta que no te quede ni una gota de oxígeno que respirar, ni mucho menos. Te estoy diciendo prueba, intenta vivir otra vida, no tiene porque ser la tuya, ni siquiera tiene que gustarte pero pruébala porque si no lo haces nunca vas a saber si esa vida es para ti.

Si crees que es imposible, lo será

Es cierto, existen muchas cosas imposibles pero des de luego acabar con un trabajo poco prometedor, una vida bastante rutinaria y una libertad que no sabemos en que utilizar que no sea en gastar dinero no parece de aquellas cosas que son imposibles. No me parece muy imposible comprarse un vuelo e irse a dar una vuelta por el mundo, ni siquiera tienes que saber cuando volverás, como si vuelves al cabo de un mes. Date la libertad de viajar sin planes y ver que pasa, tu casa siempre estará allí.

En la publicación ¿Qué te parece dejarlo todo atado e irte a viajar por el mundo? cuento como fue ese proceso para mí.

TODOS VIAJAN MENOS TÚ

El título suena un poco provocativo, pero esa es mi intención, provocarte para que te vayas de viaje. No te puedes creer cuanta gente viaja, ni siquiera me lo creo yo. El tema de como viajan es a parte de esta publicación de eso podemos hablar otro día. Pero es que todo el mundo viaja, los hostales están repletos de ingleses, franceses, nórdicos, argentinos, chilenos y en menor medida el resto de países occidentales. Viajar está a la orden del día en occidente y aunque a ti te parezca un mundo miles de personas ya lo están haciendo.

Estaban todos menos yo

Una de las experiencias más chocantes que tuve al llegar al sudeste asiático fue la de encontrarme a “medio mundo” permíteme la expresión, viajando. Me recordó a aquella canción de Sabina que decía “estaban todos menos tú” aunque el significado no tenga nada que ver ¿pero acaso las canciones no toman el significado que nosotros les queramos dar?

El momento oportuno

Casi se podría decir que había llegado tarde a la fiesta, pero no, la fiesta también estaba montada para mí. El mundo viajero no es una fiesta exclusiva de Channel, más bien las fiestas del pueblo, dónde todos son bienvenidos a cualquier hora. Había llegado en el momento oportuno y la verdad es que el momento oportuno empezó hace ya muchos años y no creo que acabe en ningún momento. Quizá en el momento que se acabe la humanidad, bueno pensándolo bien quizá no quede tanto.

El momento oportuno es siempre, el momento oportuno es ¡ya!

Siempre será un buen momento para viajar pero si ya lo tienes en la cabeza es que este es tu momento. Es exactamente eso, no se trata de que momento sea afuera sino de que momento es dentro de ti.

Sigue leyéndote la publicación sobre El secreto de cómo dejarlo todo e irte a viajar por el mundo